Psicoterapia adultos

A terapia se acude normalmente cuando uno ha tocado fondo, cuando no puede más, la verdad, es que sería más conveniente acudir antes, cuando uno siente que la cosas no van del todo bien, sobre todo porque se ahorraría mucho sufrimiento.
De todas formas, la medida para saber si uno necesita pedir ayuda psicológica es si el sufrimiento del tipo que sea, ansiedad, irritabilidad, tristeza…está en la mente la mayor parte del tiempo.
Por otro lado, cuando se llega en crisis, porque se ha tocado fondo como decía antes, es interesante saber que crisis en chino significa oportunidad, y así es como a mí me gusta planteárselo a mis pacientes cuando llegan, como una oportunidad para cambiar y empezar a sentirse mejor.

Psicoterapia niños

Cada vez hay más padres sensibilizados con el hecho de que crecer no es un camino de rosas y que tiene sus escollos.
Un niño puede necesitar apoyo psicológico por diversas causas, como por ejemplo cuando los padres se separan, cuando nace un hermano , cuando no se sienten integrados en el colegio, cuando sufren acoso escolar…pera a veces no es tan evidente, y nos podemos encontrar con niños que están permanentemente irritables, que se portan mal todo el tiempo, que les duele la cabeza a menudo, con alopecias, que fracasan en el colegio…o que necesitan sacar todo sobresaliente y si no es así entran en cólera, en definitiva los niños no tienen las herramientas para comunicar que están mal y lo expresan de diferentes formas por lo que no siempre es fácil detectar que está ocurriendo algo a nivel psicológico.
Para ayudar a los niños la técnica que se utiliza es diferente y es a través del juego, de tal forma que se llega a ellos en su idioma.

Terapia de pareja

Vivir en pareja o en familia es un deseo de muchos pero no siempre resulta tan idílico como nos habíamos imaginado.
En las familias al igual que las parejas a veces se desarrollan dinámicas nocivas que derivan en conflictos continuos de los que parece difícil salir. Es entonces cuando el abordaje terapéutico
se hace necesario para entender qué es lo que está ocurriendo, qué es lo que no funciona para poder reorganizar a los miembros y poder recuperar el equilibrio perdido por la convivencia o por el paso del tiempo.

Talleres de padres

Estos talleres surgen de la necesidad de dos madres que a pesar de amar a sus hijos profundamente, se veían muy a menudo en dinámicas con los hijos que les hacía sentirse mal a ellas sin además conseguir que los hijos comprendieran lo que se pedía de ellos.
Estas madres son dos conocidas psicólogas americanas Adele Faber y Elaine Mazlish. Dichas psicólogas son las autoras del best seller: Cómo hablar para que tus hijos escuhen y cómo escuchar para que tus hijos hablen. Son talleres eminentemente prácticos en los que no solo se aprende a acercarse a los hijos de una forma más adecuada sino que las habilidades se entrenan en vivo en las sesiones.

Taller Acompañados

Este taller lo llevo junto a otra psicóloga y es un proyecto de la asociación Pulseras rosas, que ayuda a mujeres con cáncer. Pretende cubrir una carencia existente en la atención a estas mujeres que es la parte psicológica de la enfermedad. Se ha visto que las pacientes tienen todas las atenciones a nivel médico pero ninguna a nivel psicológico y este taller nace con el propósito de acompañarlas a ellas, con una terapia grupal quincenal, y también a sus familiares, en grupos diferenciados para atender la necesidades específicas tanto de la persona enferma como de los familiares que se ocupan de ellas.

Orientación educativa-emocional a padres

A veces los padres se encuentran con dificultades en momentos concretos, o en etapas como la adolescencia y pueden necesitar de algunas consultas puntuales para adquirir las herramientas necesarias para afrontar dichas situaciones.

Cerrar menú